VII Cocido Solidario: Mi garbanzo para Mururata

Publicado el 9 Mayo 2018 en la categoría Bolivia, General | Sé el primero en comentar

OLYMPUS DIGITAL CAMERAEl pasado sábado 5 de mayo, por fin llegó el día: ¡nuestro séptimo cocido solidario!

Como todos los años, este día estuvo precedido de muchos preparativos, ilusión y trabajo por parte de quienes tuvieron que comprar, organizar, ponerse en contacto con nuestros generosos colaboradores, hacer los lotes de la rifa, y buscar un proyecto al que poder destinar todo lo conseguido. El día anterior, mucha gente vino a ayudarnos a mover sillas, mesas, cacerolas y regalos hasta el colegio Labouré, que una vez más nos ha cedido su patio para poder celebrar el cocido. ¡Qué afortunados somos de tener tanta gente dispuesta a embarrarse!

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Aunque habíamos tenido una semana bastante lluviosa, el sábado amaneció soleado, ¡un día perfecto! Desde primerísima hora de la mañana, nuestros cocineros estuvieron metidos hasta el codo en garbanzos, carne, morcilla y chorizo, y mucho caldo con fideos. Junto a ellos, trabajadores embarrados colocando mesas y sillas, montando el puesto de artesanía y camisetas, e incluso intentando desafiar las leyes de la física para poder proyectar el vídeo de nuestro proyecto de este año. Todo el mundo, hasta los embarraditos más jóvenes, tuvieron su papel y gracias al trabajo en equipo, todo estaba listo cuando a mediodía empezaron a llegar los comensales. OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Este año fuimos más que nunca, y estamos felices de que queráis venir a conocernos y a compartir un día de fiesta, de vida compartida y de solidaridad con nosotros. Antes de empezar a comer, aunque ya había bastante impaciencia, Pedro y María nos explicaron que este año el cocido se dedicaría a comprar carritos y vitrinas para que los alumnos del taller de panadería del colegio Mururata puedan salir a la calle a vender su producto y así mejorar su formación y al propio taller. Aunque no conseguimos que el vídeo del proyecto se viese a plena luz del día, está colgado aquí. No te lo pierdas, vale la pena.

OLYMPUS DIGITAL CAMERAAunque para cuando empezamos a servir el cocido el sol ya pegaba fuerte, también había mucha hambre y nuestros ingenieros habían montado unos toldos que hicieron que la sopa, los garbanzos, el repollo y todos su compañeros desapareciesen a toda velocidad. Aunque había muchos “camareros”, casi no tuvieron un minuto de descanso, y la lucha por conseguir helados para llevar un postre a la mesa a la altura de la comida fue feroz, ¡lo dieron todo por los comensales! Hay que dedicarle un aplauso virtual a todos, jóvenes y mayores, de la asociación y amigos, que estuvieron en cocina o como camareros, apostando por este cocido. ¡Gracias a vosotros, todos tuvimos y hubo de sobra para repartir!

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Después de la comida vino por supuesto nuestra ya tradicional rifa de grandes premios. Queremos agradecer especialmente la generosidad de todos nuestros colaboradores, que hacen posibles los más de sesenta lotes que se sortearon este año, entre los que hubo bonos de masajes, cenas, estancias en hoteles, plantas, equipo deportivo, gafas de sol y muchas más cosas. Esperamos que todos los ganadores disfruten de sus premios, y que queráis seguir colaborando con las personas y comercios que se han embarrado con nosotros. ¡Muchas gracias!OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Un año más, nuestro cocido ha sido un éxito. Ha sido el resultado de mucho esfuerzo, preparación e ilusión, pero sobre todo es fruto de vuestra generosidad. Gracias a las entradas, las compras en el puesto de artesanía, la compra de números de la rifa y las entradas de mesa 0, los beneficios del VII Cocido Solidario ascienden a más de 5000€. De parte de Embarrados y de los beneficiarios en Mururata, ¡muchas, muchas gracias! Además, también pudimos llevar 54 cocidos y 20 litros de caldo a Sant’Egidio, colaborando con los amigos de la calle que tenemos tan cerca gracias al milagro de que todo lo compartido, ¡se multiplica!

Si quieres ver más fotos, están en este álbum en Facebook. Síguenos en las redes sociales (Facebook, Twitter e Instagram) para no perderte nada.

¡Seguiremos embarrándonos!

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Por nosotras.

Publicado el 8 Marzo 2018 en la categoría Embarrados, General | Sé el primero en comentar

Hoy se celebra el Día Internacional de la Mujer Trabajadora.

Desde Embarrados, queremos unirnos a esta conmemoración, recordando que tenemos muchos motivos por los que luchar todavía: en España, un país que ha dado muchos pasos hacia la igualdad, las mujeres siguen cobrando entre un 21% y un 23% menos que hombres en trabajos similares, solo un 11,8% de los puestos directivos son ocupados por mujeres, y las denuncias por violencia de género ascienden a 143.535 en 2016, aunque los casos sin denunciar ascienden al 65%, aproximadamente. El año pasado, murieron cuarenta y cuatro mujeres a manos de sus parejas.Víctimas mortales violencia de género

Si esto sucede en España, la situación es mucho más crítica en países donde la pobreza, la falta de acceso a sanidad y educación y la violencia doméstica es mucho más alta. Cada año, más de cien hombres cometen feminicidio en Bolivia; es decir, nueve mujeres cada mes son asesinadas en un país que no alcanza un cuarto de la población de España. La Organización Panamericana de Salud afirma que Bolivia es el país de América Latina con mayores tasas de violencia contra las mujeres, con un 53% de víctimas de violencia física o sexual. Las mujeres indígenas, también en países como Guatemala o México, son las más vulnerables a este tipo de violencia. También la mortalidad materna y neonatal en Bolivia está entre las más altas de América Latina.Mutilación genital

Esta doble situación de vulnerabilidad se agrava todavía más en el caso de las personas con discapacidad, ya que está demostrado que tienen muchas más probabilidades de sufrir violencia física y sexual, por su mayor dificultad para defenderse físicamente y las barreras de comunicación que les dificultan denunciar su situación.  Según el Informe Mundial sobre la Discapacidad (2011), el 15% de la población mundial tiene alguna discapacidad; esto significa que alrededor de 54 millones de personas indígenas con discapacidad viven en un estado de riesgo altísimo.

En la sección Peli y Manta de este mes, queremos proponerte que veas el documental La manzana de Eva. En él, se explora la realidad de la mutilación genital en África. Con banda sonora de Freedonia, el documental recoge los testimonios de niñas, mujeres y voluntarios que luchan a diario contra esta realidad.

Se calcula que unos 200 millones de niñas han sufrido esta operación, consistente en extirpar el clítoris, los labios menores o en algunos casos, los labios mayores de las niñas. Además del dolor físico y el trauma psicológico que esta operación inflige, los riesgos de infección y complicaciones posteriores acaban con la vida de muchas de ellas. A pesar de que está disminuyendo, todavía más del 90% de las mujeres en Sierra Leona, Djibuti, Eritrea y Guinea, y el 80% en Egipto, Sudán y Mali, se han visto sometidas a esta practica, que se considera un ritual de paso a la edad adulta y un signo de prestigio para la mujer.

Puedes ver este documental en Netflix  y en su página web, lamanzanadeeva.net.

Por todas estas personas, por todas estas mujeres, te invitamos a que te unas a la lucha, a que tu voz se alce por quienes no pueden gritar y a que sigas formándote, sensibilizándote y sensibilizando a quienes tienes a tu alrededor, no solo hoy, sino cada día del año. Porque no es por ellas, es por nosotras.

Cartel del 8 de marzo 2018 Hacia la Huelga feminista

¿Soñamos con un 2018 embarrado?

Publicado el 19 Enero 2018 en la categoría Embarrados, General | Sé el primero en comentar

El pasado sábado 13 de enero tuvimos nuestra primera Asamblea del año. Fue un encuentro lleno de pistas y claves para seguir embarrándonos en el mundo. Contamos con la presencia de Tiscar y Jesús, amigos de Embarrados y miembros de la Comunidad de San’Egidio de Madrid. Nos hicieron un fantástico resumen de la Doctrina Social de la Iglesia y, sobre todo, compartieron su historia de apuesta por los que menos tienen en nuestro mundo, una historia de amor por la humanidad, por la vida y por el sueño de un mundo para todos, que es el sueño de Dios.IMG_20180113_102955563

En esta reunión descubrimos que nuestra acción debe ser respuesta a una pregunta, que necesita ser escuchada. Si diseñamos lo que otros necesitan desde un despacho, aislados del mundo, nuestra acción es inútil. En cambio, estar atentos, escuchar las necesidades, las “preguntas” de quienes nos rodean, pueden llevarnos a responder de las más diversas formas y, aunque estas respuestas no siempre sean una solución, el mismo hecho de reaccionar ya cambia nuestro corazón.

Es necesario realizar esta escucha desde la convicción de un destino único para la humanidad: todos tenemos el mismo destino, y algunos hemos tenido simplemente más suerte por nacer en países o familias con más recursos. Si el destino es único, tenemos la responsabilidad de escuchar el grito de la humanidad: aunque no hemos elegido nacer aquí, sí podemos elegir escuchar y responder. Y la Iglesia es compañera (somos compañeros) de esta humanidad, porque el humano por excelencia fue Jesús.

También sabemos que esta respuesta debe ser gratuita, dada sin pedir ni esperar nada a cambio. Hoy la gratuidad está en crisis, y sin embargo es lo que hace sostenible nuestra respuesta al mundo, porque no sólo puede transformar el mundo sino que transforma nuestro corazón; es un movimiento circular de “dar y recibir” que enriquece la experiencia de todos los implicados. Por eso, es preocupante ver cómo muchas de las experiencias de entrega sean a cambio de algo: de días libres en el trabajo, de créditos o nota en ambientes educativos…

IMG_20180113_105111058Porque sabemos todo lo anterior, entre la denuncia y el anuncio (si es que es necesario elegir), escogemos anunciar: anunciar lo que podemos hacer, lo que estamos haciendo. Anunciar que se espera de nosotros que construyamos un futuro soñado, que es posible solo a través de nuestra entrega, nuestra respuesta constante. Anunciar es mostrar el bien, mostrar el amor, dar una imagen positiva ante lo doloroso del mundo. Y si miramos el evangelio, es hacer posible el encuentro entre el mundo que nos muestra y la historia de nuestro mundo.

Porque todo lo que hacemos tiene sentido porque se hace desde el amor, desde una relación afectiva con aquellos que nos han interpelado. Es necesario recuperar el poder de la mirada que nos lleva directamente a la vida del que está delante de nosotros. No queremos hablar de los pobres, queremos hablar con los pobres. No queremos ser gestores de ayuda ni de recursos, queremos ser amigos. Los gestores ponen límites, los amigos ponen excesos en sus expresiones de amor.

Tampoco queremos ser jueces que tratan a todos por igual, no queremos ser justos (en ese sentido). Queremos ser amigos justos que ponen en función de lo que los otros necesitan. Queremos ser “amigos justos  y excesivos”, que se fatigan, que están “cuerpo a cuerpo” y viven su compromiso con la humanidad desde una relación afectiva con los que vayan saliendo en nuestro camino. Las respuestas no siempre serán soluciones. Lo que podrán ser siempre son manifestación del bien y el amor que nos renuevan a nosotros y acaban transformando el mundo.IMG_20180113_130449852

Después de escuchar la vida del mundo, la vida de los empobrecidos… ¿Soñamos con otro mundo distinto? ¿Nuestro futuro es el sueño de Dios? ¿Nos atrevemos a mirar a ese sueño y fantaseamos con él, lo imaginamos y dejamos volar nuestra imaginación para caminar hacia él? Es posible caminar hacia ese sueño, sólo tenemos que creérnoslo y escuchar el latido de ese sueño, que es el latido del mundo con sus preguntas de la vida.

Y como música de fondo, la oración que forma parte y sostiene esa respuesta, porque nos cambia, nos toca el corazón y hace que nuestras manos lleguen más lejos. Porque la primera respuesta, la que es siempre posible y siempre sirve, es la oración.

Tiscar y Jesús compartieron con nosotros las respuestas que desde Sant’Egidio van dando al mundo: comida del día de Navidad con más de 300.000 amigos de la calle en todo el mundo, los corredores humanitarios con quienes tienen que huir de sus países, mediaciones de paz en lugares en guerra, campañas contra la pena de muerte, la campaña DREAM para personas afectadas por SIDA en África, sus escuelas de la paz

Resumiendo, todo surge de una pregunta de alguien a quien podemos mirar y que nos mira: una pregunta que nos lleva a una respuesta, que nos podrá renovar desde el amor y que podrá formar parte de la transformación del mundo.

IMG_20180113_140641316

¿Nos seguimos embarrando?

Después de una mañana compartiendo todas estas pistas, comimos un estupendo cocido. Y por la tarde, reunidos por comisiones, miramos el año con energías renovadas, con ganas de SER respuesta y de estar atentos a las preguntas de nuestros amigos en Bolivia y Burundi. Será posible gracias a todos los que desde aquí, hacéis posible este sueño de transformar este mundo en un lugar para todos.

¿Soñamos con un 2018 embarrado?

Si quieres ver más fotos de este encuentro, las puedes encontrar en Facebook. ¡Síguenos!

Misioneros: os necesitamos

Publicado el 23 Noviembre 2017 en la categoría Burundi, Embarrados | Sé el primero en comentar

El pasado día 22 de octubre, día del DOMUND, tuvimos un encuentro informal con el Obispo de Muyinga (Burundi) Mgr. Joachim Ntahondereye. Fueron solo unos minutos, justo antes de que comenzara la celebración de las 12.30 en la Parroquia de la Natividad de Nuestra Señora, pero nos dio tiempo a intercambiar algunos mensajes y a percibir una gran hondura y una historia vital muy atractiva (os recomendamos que leáis la entrevista que le hicieron en la publicación Vida Nueva).1

Aprovechamos para comentarle que la Asociación Embarrados se siente vinculada con Burundi y que queremos seguir colaborando con algunos proyectos.

Mgr. Joachim ha estado varios días por España, y en las diversas reuniones en las que ha participado ha transmitido el siguiente mensaje:

“He venido a compartir mis sueños africanos, como cuando uno habla con su hermano. He recibido el bautismo de manos unos misioneros europeos y me duele constatar que los misioneros que fundaron con tanta generosidad la Iglesia en Burundi ahora son escasos. ¿Europa habrá abandonado África? Misioneros: os necesitamos, no nos abandonéis. Somos hermanos. También nosotros queremos estar a vuestro lado para compartir nuestra fe común en África y Europa.“

Desde nuestra Asociación, no queremos olvidarnos de Burundi, de nuestros destinatarios africanos que nos necesitan, ¡ojalá sigamos embarrados juntos mucho tiempo!

Acogidos en Bolivia

Publicado el 16 Noviembre 2017 en la categoría Bolivia, Embarrados | Leer el primer comentario

Así es como describe la familia del Río Granado su paso por Bolivia este verano. El pasado 3 de noviembre tuvimos la suerte de escuchar y emocionarnos con la experiencia de Daniel, María, Pedro, Elena y Pedro. Niños, jóvenes y adultos disfrutamos de una tarde embarrada.

elena

Nos contaron lo que vivieron en Cochabamba, Santa Cruz, Sucre, Iquique (en Chile) y por supuesto, en El Alto, esa ciudad que forma parte de su vida y de su historia, y de la de todos los que formamos parte de Embarrados. Destacaron la experiencia de sentirse acogidos en todo momento: por la comunidad de hermanas con las que vivieron en cada una de esas cuidades, por el padre Pepe y los seminaristas que viven en la parroquia de Jesús Obrero en El Alto, y especialmente en Mururata. Estando ellos allí, celebraron el 14º aniversario de Mururata. Muy emocinante lo que vivieron y lo que escuchamos, las visitas a tantos lugares conocidos y la renovación  del compromiso con nuestros destinatarios. Ser parte de este milagro compartido es un regalo increíble.

MaríaNos gustó especialmente escuchar a Pedro, María y Dani. Ellos han vivido allí el verdadero significado de embarrarse, estando con la gente de Bolivia en sus quehaceres diarios, ya sea haciendo pan, fregando, compartiendo las comidtodosas con los niños y niñas de un comedor, charlando en las comidas… y Dani, celebrando allí su Primera Comunión.

Nos gustó también ver el reflejo allí de lo que aquí hacemos aquí desde Embarrados, nos sentíamos muy conectados con lo que habían vivido. Como decía Pedro, tenemos la suerte de vivir aquí y a veces no somos conscientes de la grandísima diferencia que supone vivir en un lugar u otro del mundo. No hemos elegido vivir aquí, pero sí podemos elegir vivir mirando a los que viven otras realidades como las de Bolivia. Los calendarios, las camisetas, nuestros cocidos, los encuentros en los colegios… todo lo que aquí hacemos, puede contribuir a que la vida de otras personas pueda ser un poco distinta.

Nos han traído muchas emociones y pocas fotos. Lo vivido está en el corazón, y ahora que los hemos escuchado, también en el nuestro. No han querido traer la intimidad de todos los que se han ido encontrando aquellos días, sólo lo que su corazón ha sentido.

Una experiencia familiar de hondura y misión. ¡Gracias por compartirla y por habernos llevado a vuestro viaje a Bolivia!… ¿Cuándo el próximo?